¿Un extranjero puede tramitar la CURP mexicana?

Quien haya estado en suele mexicano, al menos por unos pocos meses, debe haber escuchado de la Clave Única de Registro Poblacional, uno de sistemas de identificación más importantes en un país que, históricamente, es conocido por su gran densidad poblacional. Y es que la nación, que cuenta con unos 130 millones de personas dentro de sus fronteras, es la décimo segunda más poblada del mundo, según las estadísticas oficiales de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Un extranjero puede tramitar la CURP mexicana

Tanto para los nacidos en México como para los extranjeros que decidan radicarse en el país, e incluso para quienes pudieron tramitar exitosamente la naturalización o nacionalización, este código alfanumérico, conocido popularmente como la CURP gracias a sus siglas, debe ser adquirido lo más rápido posible.

La Clave Única de Registro Poblacional, entre otras cosas, es necesaria para toda aquella persona que quiera realizar actividades dependientes a una empresa y que éstas, claro está, les sean remuneradas. Es decir, cualquier ciudadano que posea una CURP puede firmar, con total legitimidad, un contrato de trabajo. De esta manera, el tenedor puede exigir las condiciones laborales mínimas, incluidos el salario básico y los beneficios de la ley.

Con la CURP, además, el tenedor puede gozar de los beneficios sociales que brinda el estado mexicano, como la educación pública, por ejemplo. Y es que en la nación, conocida por su multitudinaria población joven, hay escuelas gratuitas en todos los municipios, por más remotos que sean. Además, el documento otorga el acceso a la salud gratuita, otro punto muy importante para cualquier ciudadano.

Mecanismos

En el caso de los extranjeros, una vez hayan logrado adquirir una visa de residencia, pueden tramitar la Clave Única de Registro Poblacional (CURP). Entre los documentos que debe proporcionar para su aprobación están los de índole migratoria, que servirán para legitimar el origen del ciudadano.

En el caso de las personas que hayan optado, de manera asertiva, por la naturalización, demostrar su origen también es uno de los requisitos fundamentales para tramitar el código alfanumérico, integrado por 18 caracteres. La carta de nacionalización, debidamente registrada, el requisito básico para proceder con la solicitud.

Los nativos, lógicamente, deben cumplir otros procesos. Poseer documentos primarios, como el acta o partida de nacimiento, son algunos de los requisitos para tramitar la famosa CURP, una llave para alcanzar la calidad de vida en el gigantesco país del norte de América.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *