CURP 22 años manteniéndose

CURP 22 años manteniéndose

Ya ha llovido mucho desde que Zedillo Ponce De León bajo su mandato presidencial en México aprobará junto a la secretaria de gobierno en el último trimestre de 1996 la implementación de la Clave de registro única personal como símbolo de identificación en el país y como uno de los trámites obligatorios.

El CURP ha crecido de manera sustancial, aunque si bien se pudiera decir que nació adelantada a la época, debido a la mala infraestructura del sistema mexicano y sumada a la desconfianza del ciudadano sobre una carta de identificación que contenía cualquier tipo de información.

Zedillo tomó ideas que se originaron en los años 60 en México, cuando personas que regían el registro nacional de habitantes se dieron cuenta que, debido a la población de personas, y el número de habitantes que no estaban sentados tener una base de datos como el CURP fuera de gran ayuda en un futuro, aunque en ese entonces el proceso fue desechado.

Cuando Ponce de León dejó el cargo para que Vicente Fox tomará posesión, el gabinete de este último descubrió una serie de irregularidades en los CURP asignados a personas que ya habían perdido la vida, según fuentes gubernamentales de esa época, aumentaron el número de personas dándole el código a fallecidos. Esto creo un gran escándalo.

Hoy luego de diferentes reformas existen más de 150 millones de personas en la república mexicana que cuentan con su clave única de registro personal, hoy día tan necesario como la propia partida de nacimiento.

 

Problemas

Su creación, implementación y vida no ha sido fácil para el CURP. Cuando se tomó la medida definitiva de incluirlo como un trámite obligatorio, las personas debían acudir al registro ciudadano de su cercanía y aguardar en largas colas para poder obtenerlo, debido a la densidad de población existentes en muchas ciudades, conseguir el dichoso código alfanumérico parecía toda una odisea.

Gracias a esto, el ejecutivo nacional decidió invertir en tecnología y personal humano para mejorar sistema, aunque todavía siguen siendo cuentas pendientes los pequeños estados mexicanos que no tienen acceso a redes de Internet o registros ciudadanos en condiciones decentes.

Al igual que la poca captación de personas en diferentes zonas rurales del espectro mexicano, poca publicidad y desconfianza de sus pobladores hacen dudar que la masificación del sistema de verdad funcionara como debería.  Hoy en 2018 y con pleno auge tecnológico, las cuentas siguen pendientes.

También puede interesarte Como buscar tu CURP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *